Mar. Abr 16th, 2024

Es una de las 1.500 impresiones que se hcieron, de las que pocas se conservan hasta hoy. Estaba a la venta en Buenos Aires.

La Dirección General de Aduanas logro recuperar una rara copia de la Declaración de Independenciaun documento impreso luego del congreso de Tucumán que cortó lazos con España y de los cuales quedaron muy pocas copias tras más de dos siglos

El hallazgo fue anunciado este domingo 9 de julio, cuando se cumplieron 207 años de la declaración de los patriotas, pero se concretó un tiempo atrás como resultado de una investigación de varios años que modificó recuperar una serie de piezas de colección, según pudo confirmar Clarín. El documento es de suma importancia dado que el acta original manuscrito, firmada por los representantes de las Provincias Unidas del Río de la Plata, desaparecido sin dejar rastro.

Es uno de los 1.500 ejemplares —hoy considerados originales— que fueron impresos tras la declaración por Juan Martín de Pueyrredón el 13 de agosto de 1816 para anunciarle al país, y al mundo, la independencia de la España colonialista. Llevan un pie de imprenta que las certifica. «En los últimos 200 años son pocas las que han sobrevivido en museos y archivoslo cual las convierte en auténticos tesoros nacionales», comentó desde Aduana.

El operativo comenzó gracias al intercambio de información internacional con el Ministerio de Cultura de Perú, qu’alertó sobre el robo de un libro manuscrito escrito entre 1772 y 1773. Esta obra estaba resguardada en la Universidad Nacional San Antonio Abad del Cusco.

Una tarea de investigación detectó que el documento estaba a la venta en una librería virtual especializada en la comercialización de libros raros y antiguos, que tenía su sede en Buenos Aires. Con ese hallazgo la Aduana dio intervención a la Justicia en lo Penal Económico y realizó ocho allanamientos en distintos domicilios del AMBA.

Allí recuperaron libros, pinturas y hasta relojes Rolex de oro. Ninguno tenía los papeles correspondientes. Entre los tesoros patrimoniales hallados se encontraba la Declaración de la Independencia. Como hallaron el libro que reclamaba Perú, el cual fue restituido.




Escenas del Congreso de Tucumán, el 9 de julio de 1816, cuando se confirmó la Declaración de la Independencia de las Provincias Unidas del Río de la Plata.

«Recuperamos una pieza fundamental de nuestro patrimonio nacional que tiene un gran valor histórico y simbólico. Quiero destacar el trabajo de los agentes aduaneros que vitaron que una parte fundamental de nuestra historia se fugara del país”. comentó Guillermo Michel, director de Aduana

El acta recuperada refleja la enmienda realizada el 19 de julio de 1816, por pedido de Pedro Medrano, en una sesión secreta: el diputado había solicitado agregar que Argentina no sólo sería independiente del Rey Fernando VII, sus sucesores y metrópolis, sino también de cualquier otra dominación extranjera.

“La recuperación de este documento no sólo implica hacer cumplir las leyes aduaneras y velar por el patrimonio cultural. También significó un acto de soberanía nacional, de cuidado de la memoria colectiva de nuestra nación —desde el presente y con arraigo en el pasado, de cara al futuro. La pieza es una fuente primaria para la investigación histórica”, concluyó Michel.

El documento original, que fue redactado tomando como modelo la declaración de Estados Unidos, desapareció años después de la declaración. En 1916, al preparar los festejos del Centenario de la Independencia, el presidente Victorino de la Plaza seguramente la búsqueda del acta manuscrito original, sin suerte. Lo mismo hizo cincuenta años más tarde el presidente Arturo Illia, pero el acta original aún hoy sigue desaparecido.

Mira también