Jue. Abr 18th, 2024
El descanso es un factor necesario para el desarrollo de grandes profesionales

El descanso, además de ser una necesidad para el ser humano, es un acto de cuidado y salud. El ritmo acelerado de los días y la ocupación de quienes trabajan o estudian han hecho que muchas personas subestimen un buen descanso.

Aun así, se ha comprobado que un período de descanso eficaz no solo te ayuda a sobrevivir, sino que también te ayuda a realizar tus actividades diarias con mayor productividad y creatividad.

El sueño es uno de los cinco factores de los que depende el envejecimiento y el bienestar de las personas, además de la dieta, el estrés, la actividad física y las relaciones sociales y, a pesar de su importancia, determinó la Asociación Americana de Trastornos de Ansiedad (ADAA por sus siglas en inglés) que el 70% de las personas ya habían sufrido problemas relacionados con la falta de sueño.

NO ES SOLO UNA PREGUNTA PERSONAL

Aunque las personas deben cuidar su salud, las condiciones de trabajo a menudo impiden que sus trabajadores organicen días libres saludables. Según la Clínica del Sueño en su informe «Por qué un sueño saludable es bueno para los negocios», el descanso se considera un factor importante para la salud y el bienestar en general, pero para algunas personas sigue siendo un logro inalcanzable.

Los factores relacionados con el empleo como el trabajo, los horarios, la carga de trabajo, los patrones, el estrés y el abuso interpersonal se pasan por alto en términos de su impacto en la salud del sueño. La optimización del sueño social de base amplia no se producirá hasta que las empresas tengan en cuenta el enorme costo de oportunidad del sueño en las políticas laborales ”, señala.

Por otro lado, el documento explica que la falta de sueño, el insomnio y la mala calidad del sueño provocan estados de ánimo y emociones negativos e inestables, así como una baja satisfacción en el desempeño de sus actividades.

Sleep Clinic propone los siguientes puntos a las empresas:

• Los gerentes deben enfocarse en la sustentabilidad humana, específicamente la salud del sueño como una forma de mantener altos niveles de desempeño y trabajo.
• Asegurar horarios de sueño amigables para los empleados; Esto mejorará el sueño de los empleados y los resultados del trabajo y aumentará la probabilidad de atraer y retener a los mejores talentos.
• Los directivos (especialmente aquellos que trabajan en el contexto de las 24 horas) deben buscar formas de mitigar los efectos nocivos de las jornadas laborales desfavorables para el descanso cuando las exigencias del entorno laboral impiden la optimización de las horas laborales para dormir.

El descanso, además de ser una necesidad para el ser humano, es un acto de cuidado y salud.

NO HAY UNA FORMA PERFECTA DE HACER EL ACUERDO DE RESTO

La serie documental de Netflix «Guide to a Good Night’s Sleep» detalla en su primer episodio que no existe una fórmula perfecta para conciliar el sueño. El material dice que el descanso depende de cada organismo, ya que “más importante que contar horas es escuchar a tu cuerpo y entender lo que necesita”.

Uno de los mitos más comúnmente escuchado es que el sueño «efectivo» debe consistir en ocho horas, pero eso es solo un promedio, no un objetivo estricto. Según el documental, es normal que los adultos descansen entre 7 y 9 horas, pero esto varía de persona a persona y puede cambiar a lo largo de la vida.

Lo más importante, según el guía, es tener un tiempo de descanso constante. Mucha gente, al no encontrar espacio para descansar, tiene la idea de «recuperar» las horas perdidas durante el fin de semana; sin embargo, mantener una pausa arrítmica puede tener efectos negativos para la salud.

En el otro extremo, se ha encontrado que regularmente más de nueve horas de descanso se ha relacionado con diabetes, enfermedades cardíacas y otras patologías. Por ello, la guía recomienda intentar dormir con horas determinadas y constantes, ya sean ocho o un poco menos.

Lo más importante, según el guía, es tener un tiempo de descanso constante.

MEDITACION Y ATENCION

La guía Headspace propone la meditación y la atención plena («recordar» estar en el presente) como dos medidas efectivas para dormir mejor. “La meditación es perfecta para los buscadores de sueños, porque nos ayuda a deshacernos de la mentalidad rígida que nos impide reconciliarla”, describe.

Hacer esta actividad ayuda a las personas de tres maneras:

1. Duerma mucho más reparador y profundo, lo que evitará despertarse varias veces por la noche y la complicación de retomar el descanso. La meditación antes de acostarse ayuda a tener una mente más receptiva para descansar y alejarse de las preocupaciones del pasado o del futuro.
2. Dormir mejor tiene un efecto positivo en el estado de ánimo de una persona. La meditación contribuye al estado de ánimo y la relajación, provocando un sueño reparador y «empezar el día con el pie derecho». Cuando adquiera el hábito de meditar, los efectos serán notables.
3. Ayuda a la concentración. Muchas técnicas de meditación incluyen alejar las preocupaciones y concentrarse en un punto, lugar o sentimiento específico. Además, dentro del mindfulness, se trabaja la capacidad de observar los pensamientos como espectador sin juzgarlos.

La ventaja de esta metodología es que actualmente existen aplicaciones gratuitas o de pago para meditar, así como videos de YouTube o incluso la serie documental antes mencionada.

A nivel de empresa, asegurar que los trabajadores tengan un descanso rítmico y constante puede contribuir a que las personas tengan una mejor postura en el trabajo, mejores relaciones interpersonales con el equipo, mayor retención de información, agilidad y mayor concentración en las actividades.

La guía Headspace propone meditación y atención plena

La felicidad crece en la tierra del sí puedes.
Las felicitaciones están dando.
La Felicidar está en IRTRA.
Para obtener más información, visite: irtra.org.gt