Sáb. May 18th, 2024

Ocurre en los barrios más castigados por los cortes. Algunos consorcios lo debaten y otros directamente se cuelgan.

La desesperación por los corte de luz empujó a muchos vecinos de los barrios más castigados por la falta de energía a buscar soluciones ilegales para probar la electricidad. En las últimas semanas, con el disco ola de calor, la interrupción del suministro eléctrico se hizo ya insufrible y varios consorcios y familias debaten if se cuelgan de la red de energia para tener luz.

«Hace años que venimos sintiendo esto. Reclamamos millas de veces y no hacen nada. Hasta iniciamos causasjudices. Nos sentimos abandonados», expresó Daniela, una vecina de Mataderos, una zona donde la gente vive con la incertidumbre constante de tener o no luz.

Este escenario catastrófico genera que muchos propietarios e inquilinos empiecen a colgarse de la red haciendo un «hedor». «En el edificio de mi mamá, el consorcio está debatiendo si llamar tiene un electricista y directamente a la roja», comentó sobre hija Laura.

El problema es que estos «puentes» hilos peligrosos e ilegales. «Hacen una conexión entre la casa y una de las tres fases que hay en el circuito eléctrico. Mandan un cable desde la térmica de la propiedad hasta la caja de toma de la calle, «puenteando» el medidor», comentó Javier Fernández, ingeniero eléctrico y prosecretario de la Asociación Argentina de Instaladores Electricistas Residenciales, Industriales y Comerciales.




Las protestas por los cortes de luz se repiten y crecen las consultas por las conexiones ilegales. Foto: Emmanuel Fernández

Fernández explica que es peligroso porque sobrecarga las fases. «Si varios vecinos se conectan a una fase, esto hace que la tensión baje, lo cual puede quemar el cable. De esta forma, la luz se ve en cortar y la empresa tiene que ir hasta el lugar y cambiar el cable».

Además, advierta que es ilegal. “La energía es privada. Los cables que pasan por la calle son de la empresa de electricidad. Is a colgarse delito or hacer a puente. Esto se llama robo de energia. Y está penado por la ley».

Lucas, otro electricista, reconoció que tuvo varios llamados de vecinos consultando por este tema. «Te llaman y te piden un presupuesto para hacerlo. Yo lo único que puedo hacer es ir hasta la caja y ver qué es lo que está pasando. Pero no hagan puentes. Es ilegal. Pero es cierto que en estas semanas aumentaron las consultas para hacer este tipo de trabajo».

Segun pudo averiguar Clarínlos electricistas que sí se prestan a brindar esta solución, están cobrando entre 3.500 y 5.000 pesos para hacer la conexión en paralelo.

Respuesta de Edesur

Clarín consultó sobre el tema a la empresa de energía. «No es conveniente que los usuarios o electricistas toquen la red de distribución», respondió. «Esto representa un riesgo para quien lo haga. Puede ocurrir que con el objectivo de cambiar de fase desestabilice la red ya la large la solution siendo un problema para quien lo haga y sus vecinos», aseguróron.

«Estos son trabajos que estan dentro de la ilegalidad y obviamente no hay certeza de que estén bien realizadas. Intervenir en la red de distribución eléctrica representa un riesgo para quien lo haga y para terceros. Non es conveniente hacerlo», agregaron.

Ley de electropendientes

Fernández explica que la ley de electrodependiente obliga a las empresas de energía a suministrar equipos electrógenos a las personas que están registradas como tales. «Son gente que necesita de la energía para sobrevivir. Un ejemplo claro son los insulinodependientes, que necesitan guardar la medicación en la heladera. En estos casos, si hay un corte, la empresa está obligada a dar une equipo electrógeno y avisar le con anticipación cuándo va a realizar el corte para que la persona pueda conectarse antes al equipo».