Jue. Abr 18th, 2024
Estados Unidos: miles de personas evacuadas después de las lluvias de Ida
Miembros de la Compañía de Bomberos de Weldon caminan a través de una inundación el miércoles 1 de septiembre de 2021 en Dresher, Pensilvania. Foto: La Hora / AP

HARRISBURG, Pensilvania, EE. UU. / AP

Las fuertes lluvias de los restos del huracán Ida obligaron a miles de personas a evacuar el miércoles después de que el agua alcanzara niveles peligrosos en una presa cerca de Johnstown, Pensilvania.

La tormenta se movió hacia el este por la noche y el Servicio Meteorológico Nacional confirmó al menos un tornado. Hubo publicaciones en las redes sociales que mostraban casas convertidas en escombros y techos arrancados de edificios en un condado del sur de Nueva Jersey en las afueras de Filadelfia.

Pensilvania se vio cubierta por la lluvia después de que los altos niveles de agua obligaron a algunas personas a abandonar sus hogares en Maryland y Virginia. La tormenta mató a un adolescente, dos personas desaparecieron y se cree que un tornado azotó la bahía de Chesapeake en Maryland.

Ida provocó el cierre de numerosas escuelas y negocios en Pennsylvania. Aproximadamente 150 carreteras mantenidas por el Departamento de Transporte de Pensilvania fueron cerradas y muchas carreteras secundarias estaban intransitables. Aproximadamente 18.000 clientes se quedaron sin electricidad, incluidos unos 12.000 en el centro de Pensilvania.

Algunas áreas cercanas a Johnstown, cuya historia incluye varias inundaciones mortales, reportaron 12,7 centímetros (5 pulgadas) o más de lluvia a media tarde, una inundación que llevó a que se emitiera una orden de evacuación para quienes vivían aguas abajo de la represa de la ciudad.

Art Martynuska, director de gestión de emergencias del condado de Cambria y centro de llamadas al 911, dijo que el nivel del agua en la presa Wilmore había alcanzado tal altura que se necesitaba una evacuación.

El Servicio Meteorológico Nacional predijo inundaciones en los restos de Ida, y señaló que el terreno accidentado e incluso las calles de la ciudad eran especialmente vulnerables a una franja de mal tiempo que se extendía desde los Apalaches hasta Massachusetts.

Mientras tanto, la tormenta tropical Larry se estaba intensificando y moviéndose rápidamente hacia el oeste después de que se formó frente a las costas de África el miércoles por la mañana. Los meteorólogos predijeron que se intensificaría rápidamente de manera similar a Ida, convirtiéndose en un gran huracán con vientos de 193 kilómetros por hora (120 millas por hora) el sábado. Por otro lado, Kate seguía siendo una depresión tropical y se esperaba que se debilitara sin amenazar la tierra firme.